El e-commerce crece de manera acelerada en América Latina, impulsado principalmente por la generación Y y Z, también conocidos popularmente como “millennials” y “centennials”.

Gracias a que estas dos generaciones cada vez tienen una mayor capacidad adquisitiva y, por lo tanto, comienzan a adquirir hábitos de consumo, el e-commerce ha visto un aumento acelerado en los últimos años en la región latinoamericana.

¿Cómo compran en línea los latinoamericanos?

Según los datos de la consultora IDC, estos nuevos consumidores prefieren realizar sus compras a través de tarjetas de crédito y de débito, representando este método el 52% de las transacciones. Un 32% prefiere realizar sus compras a través de un servicio de pago online, como es PayPal o MercadoPago.

Entre los productos preferidos en las compras online de los latinoamericanos se encuentran la ropa, los artículos tecnológicos y para el hogar. Sin embargo, los mercados de alimentos comienzan a tener su auge gracias a la entrada de actores como Uber Eats, Rappi y Cornershop. Salud y belleza también cada vez adquiere mayor popularidad.

¿Cómo pueden los retailers mejorar sus ventas en línea?

Felipe Vallejos, Director Digital de Reprise en Chile, señala que uno de los factores más importantes para el éxito en las ventas online es la experiencia de compra y la personalización, seguido de la confianza que aporta la marca y la disponibilidad de los productos.

El experto aconseja a las empresas hacer énfasis en la omnicanalidad para mejorar la experiencia de sus clientes, así como en los métodos de envío y en el mejoramiento de las aplicaciones.

En cuanto a m-commerce, los datos muestran que los dispositivos móviles cada vez se vuelven más populares para las compras en línea “lo cual hace fundamental que los sitios sean pensados de manera mobile en una primera instancia y adaptativos a desktop, como el conocido Mobile First o AMP, que empujan grandes entidades como Google”, señala Vallejos.

Además de las mejoras que las empresas de e-commerce puedan ofrecer en sus sitios web y las aplicaciones, estas nos deben olvidar que la experiencia del cliente no termina en el último clic, por lo que deben tener en cuenta también la velocidad de despecho y considerar tener opciones de cambio de producto o devoluciones, aspectos en los que fallan muchas empresas por tener sistemas rígidos y lentos.

En 2019, Latinoamérica se prevé que Latinoamérica sea la tercera región con mayor crecimiento en e-commerce. Statisa estima que 155.5 millones de personas pagarán bienes y servicios en línea, un aumento considerable respecto a las 126.8 millones de personas en 2016.

Una Latinoamérica conectada mejora el comercio electrónico

Además del impulso generacional, la confianza mayor en los métodos de pago en línea, así como las mejoras en conectividad son algunos de los factores que han permitido el aumento de este sector en la región.
En 2012, un 42% de la población latinoamericana tenía acceso a Internet, mientras que para finales de 2018 la proporción alcanzó el 60%, siendo Chile (72%), Argentina (68%) y Colombia (66%) los países con mayor conectividad.

Entre los datos de la región, resalta que las horas promedio en línea al mes de la región son siete horas menos que el promedio mundial (32 horas), pero en el caso de los segmentos de población con ingresos más altos, esta cifra llega a las 300 horas al mes.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *